Muchos Españoles ya Invierten en Sostenibilidad

La pandemia del Covid-19 sensibilizó a muchos españoles sobre la forma de llevar la vida, no solo como ciudadanos, sino también como inversores.

Esto lo demuestra la tendencia hacia la inversión en fondos sostenibles, que ha aumentado considerablemente durante estos años, revelando el afán por construir una sociedad más responsable con su medio ambiente.

Glosario del contenido del artículo:

Invierte ahora en sostenibilidad en un bróker regulado y seguro 100%

Este planteamiento lo refleja el Estudio Global de Inversión 2020 de Schroders, con cifras que indican que casi un 50% de los inversores encuestados a nivel mundial dirigen sus capitales hacia productos sostenibles. En comparación con porcentajes de hace dos años atrás, se registra un aumento de 5%.

Para realizar el estudio, participaron 23.000 inversores de una treintena de lugares en el mundo, respondiendo a una encuesta, cuyos resultados revelan que el 45% está motivado a invertir en productos sostenibles. El aumento porcentual registrado también corresponde a los españoles.

Entre las razones que esgrimen los españoles, destacan que este tipo de inversión impacta favorablemente al ambiente, la inversión aporta mayor rentabilidad y, lo mejor es que, está alineado con los principios sociales que ha asumido la sociedad española frente al medio ambiente.

Esta convicción se ha mantenido con mucha seriedad, pues el 75% de los españoles, no invertirá en productos que vayan contra sus valores.

No obstante, para aquellos que lo puedan hacer, la media de su rentabilidad tendría que ser de 20% para sopesar los sentimientos de culpabilidad, pero este porcentaje supera ampliamente lo que se pueda obtener en las actuales circunstancias.

Principios Sociales y Rentabilidad – Dos Factores que Motivan las Inversiones de los Españoles

Los datos aportados por el Estudio Global de Inversión 2020 de Schroders, tras las encuestas realizadas a nivel mundial, revelan que la media global sobre la inversión en fondos sostenibles es de 47%, ubicándose el continente europeo con un 44%, Asia con 49, América con 52% y España destaca con 45%.

Los resultados para España, están estrechamente relacionados con la convicción personal de los españoles en cuanto a no invertir en aquello que vaya en contra de sus valores puestos en práctica años antes de la pandemia; pero ratificados por los efectos de esta.

De tal forma que, el 76% no invertirá contra los que considera sus valores y compromiso social. El resto, buscará recompensar su falta de fidelidad a los valores con mayores niveles de rentabilidad, meta un poco difícil actualmente.

Los países que más se mantienen apegados a sus valores son: China con 90% y de Europa, Italia y Portugal ambas con 82%. Contrario a esta tendencia, los países que prefieren la rentabilidad frente a la sostenibilidad y mantenerse fieles a sus principios son Estados Unidos y Singapur, ambos con 67%.

El compromiso social de los españoles no solo abarca la cuestión medioambiental, sino el comportamiento de las empresas en torno al mismo tema, aunado al trato que dispensan los empresarios a sus empleados, ya que consideran que el comportamiento y la responsabilidad social, generan un impacto favorable en la rentabilidad que produce una empresa.

El Cambio Climático es Responsabilidad de Todos

Se cree que los gobiernos o entidades intergubernamentales son los principales impulsores de acciones tendentes a reducir el impacto del cambio climático en la sociedad; sin embargo, aunque representan un porcentaje significativo, el estudio reveló que existen otros actores igualmente responsables sobre este tema.

En términos porcentuales, a las entidades intergubernamentales les corresponde un 67%; pero, a los gestores de fondo y los accionistas de empresas le asignan los encuestados un 43%.

De esta manera, un 40% de los que participaron en la encuesta, señalan que los gestores de activos deberían limitar la inversión para evitar el crecimiento de la industria de los combustibles fósiles.

Un 30% de los encuestados indican que la inversión debe mantenerse, pero para la transformación de la empresa hacia la sostenibilidad, y 18% estima que deberían retirar las inversiones de las empresas por convicciones morales; valor que se impone en el compromiso social.

Desde hace tiempo, Schroders apuntó este sentir de los inversionistas, por lo que anunció que, a fin de año 2020, sus fondos serían totalmente sostenibles, enlazados con los criterios de ambiente, gobernanza y sociedad. Tal como revela el estudio realizado.

El sentir de la mayoría de los inversores y las personas, apunta hacia una inversión que se comparezcan con sus valores. Esta tendencia ya está clara y definida, por lo que está presente en las carteras de inversión y en la información que se ofrece a los inversores.

La Rentabilidad no se Sacrifica en aras de la Sostenibilidad

Menos del 20% de los que participaron en la encuesta del estudio Global de Inversión 2020 de Schroders, solicita información sobre el tema de la sostenibilidad y rentabilidad.

Esto es positivo, ya que la mayoría de los inversores conoce sobre el asunto y está consciente de que la inversión en fondos sostenibles no sacrifica la rentabilidad. Los dos objetivos no se excluyen, ya que es posible un mundo sostenible y obtener rentabilidad por las inversiones en estos fondos.

Convencido de esto, la gestora internacional plantea dos ideas para invertir. La primera es identificar a las empresas que aprovecharán al máximo las oportunidades que pueda generar una transformación interna para combatir el cambio climático, apoyada en el fondo Schroders ISF Global Climate Change Equity.

Por otra parte, la reasignación de capital traerá oportunidades de inversión en muchas áreas. Para ello, la selección de compañías es importante, sobre todo, aquellas que trabajen los aspectos de energía limpia, compañías que lideran bajas emisiones, transporte sostenible, eficiencia energética y otras.

El segundo fondo de apoyo se concentra en compañías sostenibles, se trata del Schroder ISF Global Sustainable Growth. Este considera que dichas empresas podrán gestionar y ofrecer un crecimiento importante aunado a la rentabilidad a largo plazo.

Esta oportunidad se visualiza a raíz de que el mercado de inversión continúa centrándose en parámetros tradicionales, obviando los factores de sostenibilidad, en consecuencia, subestiman el valor y potencial de crecimiento de la compañía a largo plazo.

Esta falencia crea oportunidades para invertir y ser aprovechada por inversores activos.

Invierte ahora en sostenibilidad en un bróker regulado y seguro 100%

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.